Translate

15 jun. 2015

Philae despierta.



La sonda Rosetta, que orbita a unos 20 kilómetros del cometa, pudo comunicarse con Philae durante 85 segundos, el primer contacto desde que el dispositivo se quedó sin baterías y entró en hibernación. Quedan 59 días para que el cometa alcance su punto más cercano al Sol en su órbita y estos días la actividad del cometa ha aumentado mucho, lo que ha permitido que la sonda de aterrizaje haya captado algo de energía con sus paneles solares.
"Philae está en muy buenas condiciones, funcionado a una temperatura de 35 grados bajo cero y dispone de 24 vatios de energía", ha explicado Stephan Ulamec, uno de los responsables de la misión. "El módulo de aterrizaje está listo para operar", ha añadido. La señal de que la nave había salido de la hibernación se recibió en el centro de control de la Agencia Espacial Europea (ESA), en Darmstadt (Alemania) a las 22:28 de ayer, informa la ESA.
Según los datos recibidos ayer parece que Phillae también se había despertado antes, aunque no pudo comunicarse con Tierra a través de Rosetta. Los responsables de la misión esperan volver a contactar para aclarar el estad de la nave durante los últimos días.
La misión es la primera que ha conseguido aterrizar en un cometa. Estos cuerpos están hechos de material primigenio del Sistema Solar y poder estudiarlos de forma directa aporta una información muy valiosa para entender su evolución. El pasado 12 de noviembre, Philae se posó en la superficie del cometa, permaneció operativa durante casi 60 horas y consiguió enviar datos valiosos sobre la composición del cometa. Posteriormente, al quedar en una zona oscura del cuerpo celeste, no pudo recargar sus baterías solares y entró en hibernación.



http://elpais.com/elpais/2015/06/14/ciencia/1434282823_800460.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario